Página principal



Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas

Descargar 2.15 Mb.

Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas





Descargar 2.15 Mb.
Página22/22
Fecha de conversión05.08.2018
Tamaño2.15 Mb.
1   ...   14   15   16   17   18   19   20   21   22
Capítulo XXXVII


El Último Golpe: La Casación














Las perspectivas eran sombrías. El golpe recibido con la sentencia en la Corte de Apelación era demoledor. Habían quedado turulatos. Todas las gestiones realizadas en la instancia inferior habían sido frustradas. Ahora tendrían que enfrentar a la Cámara Penal de la Suprema Corte de Justicia donde no llegaban las ráfagas de la influencia judicial que aún quedaba a los imputados.

Ramón Báez Figueroa había hecho algunos favores a miembros prominentes de la Suprema Corte de Justicia. Pero no estaba incluido ninguno de los que componían la Cámara Penal.

El destacado productor de televisión mantenía determinada influencia en los círculos de la Suprema, pero desde se peleó con el magistrado Luciano sus bonos habían estado bajando en el alto tribunal. En la Cámara Penal el periodista televisivo tenía un aliado, pero éste, por este caso, no se las iba a jugar afectando una reputación que había forjado con mucho esfuerzo en las lides políticas y judiciales. No, el comunicador no tenía mucho que hacer a estas alturas. Había ayudado mucho, en todo el proceso, pero ahora las cosas salían del radio de su influencia.

Leo Matos había sido el caballo de batalla. Se podría decir que más de la mitad de los pírricos triunfos jurídicos obtenidos por Ramoncito y compartes, se le podían endosar al dirigente reformista. Sin embargo, ahora la situación era muy compleja. Hugo Álvarez Valencia era un viejo cascarrabias con su honorabilidad. “Es tan serio que duele...”, dijo uno de los abogados involucrados en el proceso. Era difícil derribar esa muralla, incluso hasta para el esposo de su hija mimada y adorada.

El experto político y presidente vitalicio de la Liga Dominicana de Béisbol estaba amarrado de pies y manos. Precisamente por el mismo caso Baninter. En una ocasión se le ocurrió plantearle proposiciones arriesgadas al magistrado Álvarez Valencia y el yerno fue sacado ruidosamente de la casa con improperios que jamás se habían escuchado salir de la boca del conservador jurista. La prohibición de pisar la residencia de juez sólo pudo ser levantada luego de muchos ruegos de la hija, pero con la advertencia de no tocarle temas relacionados con sus funciones en la Suprema Corte de Justicia.

La única carta que le quedaba al ambicioso banquero era la extraordinaria barra de la defensa que había armado. No cabían dudas de que los doctores Marino Vinicio Castillo, Vinicio Castillo Semán, Juárez Castillo, Tony Delgado y el doctor José Ramón Columna, formaban un equipo intimidante, capaz, vehemente, contundente, con alto manejo de los procedimientos y sobre todo que no se rendirían, mientras quedara un mínimo recurso para la defensa. El dominio que tenían de la técnica jurídica los hacía temibles. Había que esperar que agotaran con fiereza su último recurso. Era también la última esperanza de Ramón Báez Figueroa, Luis Álvarez Renta, Marcos Báez Cocco y Vivian Lubrano de Castillo, por la vía judicial. Cerrado este camino, las influencias políticas y el poder económico serían las únicas alternativas para escaparse de la cárcel.

Del otro lado, tanto los abogados del Actor Civil como los jóvenes luchadores del Ministerio Público se sentían tranquilos. El estudio profundo de la sentencia dejaba notar de inmediato que se defendía a sí misma. Tenía argumentos sólidos, con una impecable observancia de los procedimientos y técnicamente muy bien argumentada. No había temores de ese lado.

El escenario estaba montado para el cierre del telón del Caso Baninter. Los jueces de la Cámara Penal de la Suprema Corte de Justicia subieron a estrado y ordenaron la lectura de la sentencia.

Ramoncito Báez permanecía impasible, como lo hizo en todo el proceso. Durante 105 audiencias previas, nunca miró a sus acusadores, los veía a través de la pantalla gigante. Sólo en dos ocasiones hizo uso de la palabra. Primero, defendió los RD$27 millones de pesos tomados por Vivian en sobregiros en su cuenta bancaria y en segundo lugar se quejó amargamente de la actitud y vehemencia con que Pancho Álvarez lo había perseguido hasta llevarlo de bruces a los barrotes de Najayo. Nunca más se dirigió al tribunal. Ahora permanecía impávido, contrastando con los lloriqueos y rezos de doña Vivian, la ansiedad y los tics nerviosos de Álvarez Renta y la aprensión de Marcos Báez.

Resuelve: (aquí todos parecieron volver a la vida...)

Primero: Declara inadmisibles los recursos de casación interpuestos por Ramón Buenaventura Báez Figueroa, Marcos Antonio Báez Cocco, Luis Rafael Álvarez Renta, Vivian Altagracia Lubrano de Castillo, Banco Central de la República Dominicana, la Superintendencia de Bancos de la República Dominicana y Banco Intercontinental, S. A. (BANINTER) contra la sentencia No. 0052-TS-2008, dictada por la Tercera Sala de la Cámara Penal de la Corte de Apelación del Distrito Nacional el 17 de abril del 2008...”

La sentencia que condenaba a los imputados en el caso Baninter había sido confirmada en todas sus partes y adquiría la autoridad de la cosa irrevocablemente juzgada.

Ramón Báez Figueroa y Marcos Báez Cocco estarían en la cárcel de Najayo, desde ese día, hasta el mediodía del 9 de diciembre del año 2017, un día antes de que Pepe Goico cumpla 61 años de edad. Luis Álvarez Renta vería la luz en libertad al mediodía del 20 de mayo del año 2018, poco después de cumplir 68 años, mientras que doña Vivian Lubrano estaría en libertad al medio día del 22 de marzo del año 2013, pero sus santos y la providencia política le regalaron un indulto que impidió que pernoctara ni un solo día en prisión por los hechos punibles que había cometido.

Al finalizar la lectura del fallo, las reacciones fueron diversas en la augusta sala. Los gritos desesperados de doña Vivian no parecieron conmover a los magistrados que salieron en silencio, en una procesión lenta, hidalga, con la frente en alto por el deber cumplido, contra vientos y mareas.

Los abrazos solidarios de los abogados y su esposa le transmitieron el calor que necesitaba para despertarle el alma, postrada en el frío camastro de la indiferencia. Nunca se sabrá a ciencia cierta, si la tranquilidad de Ramoncito a la hora de escuchar la sentencia definitiva, se la daba su temple de hombre con coraje y gallardía o la confianza ciega que tenía, en un sistema político corrupto, que más tarde o más temprano sucumbiría antes las canonjías que da el poder económico, que siempre será más grande e influyente que el político, porque éste depende miserablemente de aquel.























Capítulo XXXVIII


El ocaso de una estrella fugaz











Ramoncito escuchó la sentencia con entereza. Su rostro, sin inmutarse, daba seguimiento a cada detalle. Por la fijeza de su mirada, parecía leer los labios de la secretaria, que respiraba jadeante y exhausta en el descanso de cada punto y aparte. Cuando ella hubo terminado, él recibió impávido los abrazos solidarios de sus cercanos y defensores. Parecía anestesiado. Pidió permiso para ir al baño y cuando se cercioró de que nadie le veía, lloró. Lloró desconsoladamente para expulsar la rabia contenida. Rabia que salió a borbotones contra todos, pero sobre todo, contra él mismo. Entonces se dio cuenta de la ironía que resultaba el slogan que había escogido para el banco y que ahora adquiría una connotación tan cruel. Ciertamente el Baninter le había brindado “todas las posibilidades”, hasta la de estar preso, quizás, por el resto de su vida y perder, además, toda la fortuna que mediante actos dolosos había acumulado.

Ahora, valorando con nostalgia el significado de la libertad, su mente se paseaba por los hechos que dieron origen a su desgracia, convencido de que si no hubiese enviado esa carta, hubiera podido seguir manteniendo esa estructura de negocios por muchos años, sin que nadie sospechara de la magnitud del ardid. “Esos malditos rumores que ese grupo puso a circular fueron la causa del derrumbe del sistema. Sin esa brecha, nunca se habrían enterado”. Observó extasiado las cuatro paredes de su celda y se dejó caer de bruces en el camastro que sería su único compañero por diez largos y angustiantes años. Fijó su mirada en la gran pantalla que representaba su techo y decidió desde ese momento que por ahí pasaría permanentemente la historia de su vida, grabándola con fuego en todas sus neuronas para que nunca más la pudiera olvidar.





















APENDICES 1:

DOCUMENTO PARA ENTENDER LA SENTENCIA BANINTER

  1. ASPECTOS POSITIVOS.

  1. Rechaza todos los incidentes planteados por los imputados, con la única excepción del incidente planteado por Luis Álvarez Renta de que no podía ser condenado civilmente en República Dominicana porque ya el Banco Intercontinental había demandado y obtenido sentencia civil en Miami (regla electa una vía).

  2. Valida todas las pruebas aportadas por los acusadores, rechazando el argumento de ilegalidad planteado por los imputados:

Que la Autoridad Monetaria y Financiera, es la única con calidad para recabar la información que posea un banco de acuerdo con lo dispuesto por el artículo 5, literal d) de la Ley No. 183-02, no pudiendo renunciar a estas facultades” (p. 128)

Que la documentación aportada es propiedad del Banco Intercontinental, parte del proceso con plenas facultades para hacer uso de la misma; no encontrándose ante ninguna afectación a derechos como la inviolabilidad del domicilio, de la correspondencia, la propiedad o la libertad de empresa” (p. 128)

Si bien en principio las fotocopias están desprovistas de valor probatorio, ello no impide que los jueces del fondo aprecien el contenido de las mismas y, unido dicho examen a otros elementos de juicio presentes en el caso sometido a su escrutinio, deduzcan las consecuencias pertinentes” (p. 128)

En cuanto a que algunos de los elementos probatorios documentales no cumplen con las garantías materiales mínimas requeridas, pues carecen de datación, fecha o firma de quien o quienes la suscriben u originan, es necesario puntualizar que se trata de reportes o impresiones obtenidos del sistema informático de BANINTER, reconocidos en su mayoría por los ex empleados de esta entidad bancaria que depusieron en calidad de testigos, lo que les otorga plena eficacia conviccional” (p. 129)

“…los documentos presentados han sido recogidos en forma lícita, e incorporados al proceso en el tiempo, modo y lugar establecidos por la normativa procesal penal, por lo que pueden ser válidamente utilizados para fundar esta decisión” (p. 130)

la labor del Lic. Luis Emilio Aurich, perito designado por el Juez apoderado, se circunscribió a la interpretación de los documentos recabados durante la investigación, en el marco de los conocimientos contables y bancarios que posee, emitiendo el correspondiente informe, el cual cumple con las condiciones características de todo peritaje” (p. 130)



Que no ha quedado establecido que el perito al emitir su informe, haya actuado con parcialidad por haber tenido la esposa de éste desavenencias con el imputado MARCOS BÁEZ COCCO, tras ser despedida del BANINTER, en virtud de que en cuanto a éste ciudadano el peritaje es favorable; lo que descarta de plano la falta de objetividad…” (p. 130).

  1. Establece que han sido probados prácticamente todos los hechos contenidos en la acusación pública y privada. Las citas que siguen a continuación han sido extraídas de la sentencia y constituyen la opinión del tribunal. Cuando cita una prueba, el tribunal está haciendo suya la prueba.

El señor RAMÓN BÁEZ FIGUEROA ostentaba la calidad de Presidente del Consejo de Administración y Presidente en funciones del Banco Intercontinental, por su parte el imputado MARCOS BÁEZ COCCO era el Vicepresidente Ejecutivo de Operaciones del BANINTER, hecho no controvertido y corroborado por todas las partes” (p. 140)



De lo anterior se colige que en BANINTER operaba una doble contabilidad, de ahí que la totalidad de las operaciones del banco no eran reportadas a la Superintendencia de Bancos, a sus auditores externos, como a ninguna otra autoridad” (p. 142)

Que en ese orden de ideas, el Panel de Expertos Internacionales en su informe recoge que: ‘El mecanismo a través del cual se ocultó el fraude ha sido denominado en su acepción común ‘banco paralelo’ o ‘contabilidad paralela’, y no es otra cosa que un artilugio informático y contable para ocultar a las autoridades y al público en general una parte significativa de las operaciones del banco, que en el caso de BANINTER alcanzaban, al momento de su intervención, aproximadamente a dos veces la parte visible del banco…” (p. 143).

Que este mecanismo de contabilidad paralela fue denominado por las autoridades del BANINTER como ‘Interbanco’, un sistema informático contable instalado después del año 2000; Para lo cual se instaló otro equipo donde estaba una copia exacta del sistema que operaba BANINTER, en este se registran ingresos y gastos” (p. 143).



Se pudo determinar que este sistema fue utilizado para ocultar gastos y la descapitalización, evadir el mantenimiento de las reservas requeridas por el encaje legal, financiar negocios y actividades de vinculados, pagar una abultada nómina a los principales ejecutivos y mantener el nivel de gastos millonarios, entre otros destinos” (p. 144)

El sofisticado sistema ideado fue creando diversas cuentas corrientes utilizadas, con las denominaciones sucesivas de ‘Consultoría Externa’, ‘Inversiones Empresariales’, ‘Finanza Empresarial’, ‘Cuenta de Resultado’. Esta última cuenta acumula el registro histórico de las operaciones que originaban sobregiros fuera de los libros oficiales del BANINTER, el cual habría alcanzado a RD$48,789 millones al 21 de marzo de 2003” (p. 144).

Los registros contenidos en el Interbanco no eran presentados a los inspectores de la Superintendencia de Bancos quienes no tenían acceso a los mismos” (p. 144).

Por su parte, el Lic. Luis Emilio Aurich, en su ponencia al plenario durante la recreación del peritaje, manifestó: ….. Interbanco es un balance general de contabilidad, cuyas cuentas tenían las siguientes características: 1ro. Que tenían balances en sobregiros; 2do. Que las cuentas estaban ligadas a las cuentas de préstamos; 3ro. Que cada cuenta de préstamo estaba ligada a cuentas de depósitos de clientes” (p 145).

Que varias empresas vinculadas se beneficiaban de este producto, sin que existiese constancia de que la facilidad haya sido aprobada por el Comité de Crédito…” (p. 146)

“…fue creada en fecha 3 de marzo del año 1995 una cuenta denominada Caribesa, marcada con el No. 0-003252-00-0, manejada por el Vicepresidente Ejecutivo de Operaciones, la misma era tratada como una cuenta interna-intermedia, interna porque fue abierta internamente, no por un cliente depositante, e intermedia porque se utilizaba como intermediaria para, a través de la misma cubrir sobregiros en cuenta corriente” (p. 147).

Los fondos requeridos por esta cuenta provenían de las siguientes fuentes: a) Certificados de depósitos; b) Cuenta de Ahorros; y c) Cuentas corrientes; a tales fines el computador automáticamente, al final de cada día, seleccionaba certificados de depósitos de clientes por los importes requeridos, para cubrir el importe total de los préstamos que iban a ser cubiertos a través de ella en el día; efectuada la selección transfería y acreditaba los importes de los mismos a la referida cuenta. Provistos los fondos requeridos, los importes de los préstamos otorgados quedaban cubiertos; aunque el importe de estos certificados eran descargados del libro auxiliar de clientes y de la contabilidad del banco oficial, y con todos sus datos permanecían en el auxiliar del cliente bajo estatus llamado ‘condición especial TE”, que le permitían mantener control sobre los mismos…estos fondos permanecían a la cuenta Caribesa ligados (comprometidos) con los préstamos otorgados.” (p. 147)

Que la implementación de estos productos estaba dirigida a permitir la adquisición y financiamiento de las operaciones de empresas relacionadas con el Grupo Intercontinental y con su Presidente Ramón Báez Figueroa, presentando estas empresas en sus cuentas balances en sobregiro que posteriormente fueron puestas en cero tras ser acreditado el monto del mismo contra débito a la cuenta Consultoría Externa” (p. 148).

“…igualmente el Vicepresidente Ejecutivo de Operaciones autorizaba la aplicación de cargos para cancelar sobregiros y por conceptos múltiples; todos estos cargos producían enormes sobregiros en la misma, los que eran cubiertos con fondos provenientes de cuentas de ahorros, cuentas corrientes, la creación de cuentas corrientes y de ahorros para el pago de cheques de administración emitidos y cheques certificados” (p. 149).

  1. La sentencia, en sus páginas 149 a 163, también acepta como probadas todas las operaciones de adquisiciones de activos con dinero de los depositantes, relacionadas con Gaperan, Bacosa, Inmobiliaria Intercontinental, Listín Diario, Aster, Telecentro, Canal 27, Intercontinental de Medios, Supercanal, Radiodifusoras Centrales, Radio Mil, Radio Azul, Yate Patricia, Proyecto APAP, las que sumaron RD$18,743 millones de pesos, que fue el monto al que el tribunal condenó a Ramón Báez a favor del BANINTER en liquidación. Veamos algunas citas al respecto:

Caso Gaperán, S.A. Entidad no constituída conforme a las leyes de la República Dominicana, a la que, en fecha 28 de febrero del año 1996, se le apertura una cuenta corriente en el Banco Intercontinental…sin que se registrara firma autorizada a girar contra la misma…podemos inferir que se trataba de una cuenta aperturada a favor de Ramón Buenaventura Báez Figueroa, por el concepto de los cargos que le fueron aplicados… esta cuenta se manejaba en sobregiro, sin recibir depósito alguno, presentando al 31 de enero de 2003, un balance en negativo ascendente a mil diez y nueve millones…. (p. 149)

Caso Listín Diario. El 30 de junio del año 2000, Bearpark Internacional, Ltd., adquirió el control mayoritario de la Editora Listín Diario, con una inversión total de trescientos dieciocho millones de pesos (RD$318,000,000.00) y diecisiete millones seiscientos mil dólares (USS17,600,000.00). El monto de esta inversión fue cubierto mediante un crédito aprobado a Bearpark Internacional, por la suma de sesenta y cinco millones cuatrocientos mil dólares (US$65,400,000.00) en el BANINTER, para la adquisición del 86% aproximadamente del capital accionario de la Editora…Realizados todos los pagos, fue emitido el certificado de acciones No. 239, por el cual Bear Park es reconocido como dueño de setecientos veintisiete mil ciento noventa y dos (727,192) acciones de las que constituyen el capital suscrito y pagado de la Editora Listín Diario; siendo el imputado Ramón Báez el Presidente del Consejo de Administración de esta sociedad y poseedor del control mayoritario del capital accionario de la misma.” (p 152)

En fecha 11 de marzo del año 2003, por instrucciones de Marcos Antonio Báez Cocco, se debitaron de la cuenta Consultoría Externa (Finanza Empresarial) las sumas de treinta y siete millones ochocientos cuarenta y seis mil setecientos catorce dólares con treinta y cuatro centavos (US$37,846,714.34) y quinientos sesenta y tres millones novecientos diez y nueve mil quinientos diez pesos con setenta y ocho centavos (RD$563,919,510.78) para aplicar el producto al pago de los préstamos especiales y confidenciales en dólares de Bear Park Internacional, por la suma indicada; y la cancelación de los préstamos en pesos” (p. 152)

Caso Aster. Aster Comunicaciones, S.A., antes denominada Visión Dominicana de la Romana, S.A., es una entidad controlada por Tokosha Enterprise International, Ltd., compañía por acciones debidamente constituida y organizada de acuerdo a las leyes de las Islas Vírgenes Británicas, representada por Marcos Báez Cocco, quien ostentaba la Presidencia” (p. 154)

En fecha 21 de agosto del año 2001, fue aperturada con una nota de débito, la cuenta No. … a nombre de Tokosha Enterprise, Ltd., la que al 12 de marzo del 2003, acumulaba un balance en sobregiro por trescientos doce millones trescientos diez y siete mil trescientos veinticuatro pesos con cuarenta y tres centavos (312,317,324.43), el cual fue cancelado mediante la aplicación de una nota de crédito contra un débito a la Cuenta Consultoría Externa” (p. 154).

Caso Préstamos RBF – Yate Patricia. En fecha 13 de septiembre del año 2001, RAMÓN BÁEZ FIGUEROA, acuerda con la compañía Azimut Spa la adquisición de un yate de motor modelo estándar, tipo Benetti Visión, denominado ‘Patricia’, para lo cual se concertó la realización de cuatro pagos: a) Un pago adelantado de tres millones doscientos mil dólares (US$3,200,000.00); b) Cuatro millones doscientos cuarenta mil dólares (US$4,240,000.00) el 15 de septiembre de 2001; c) Cuatro millones doscientos cuarenta mil dólares (US$4,240,000.00) el 15 de noviembre de 2001; y d) Dos millones novecientos veinte mil dólares (US$2,920,000.00) contra entrega” (p. 161).

Bajo la denominación RBF se instrumentaron numerosos préstamos en BANINTER, en diferentes fechas y montos, los cuales fueron cancelados en fecha 12 de marzo del año 2003; destacándose entre estos, aquellos destinados a cubrir los montos señalados en el párrafo precedente” (p. 161).



Todas estas operaciones analizadas estaban dirigidas a ocultar de las autoridades aquellas transacciones realizadas inobservando las previsiones legales establecidas y el impacto de las mismas en la situación financiera del Banco, el cual, al mes de marzo del año 2003, presentaba un balance en negativo ascendente a cuarenta y ocho mil seiscientos treinta y nueve millones novecientos treinta y dos mil trescientos ochenta y ocho pesos con cuarenta y siete centavos (RD$48,639,932,388.47)” (p. 163)

“…analizando la realidad de muchos de los cargos contenidos en esta cuenta, que eran en su mayoría de difícil o de imposible recuperación, hemos llegado a la conclusión de que BANINTER no poseía activos por aproximadamente ochenta mil millones de pesos, sino por un monto inferior al total de pasivos reportados en el anexo único.” (p. 164)

  1. Gravedad del hecho cometido:

Contrario a lo argumentado por este ciudadano, -refiriéndose a Ramón Báez- la conducta retenida no fue la consecuencia de su errada apreciación de la ley, tanto en su alcance como en la justa dimensión del carácter y entidad del injusto, en virtud de que al obrar como lo hizo tenía el conocimiento y la certeza de que incurría en una violación a la ley penal, lo que determinó que ocultara la existencia de estas operaciones de las autoridades, propiciando la instalación de un sistema contable e informático que le permitiera consumar y ocultar el ilícito”. (p. 176)

Lo anterior descarta igualmente la idea de que éste actuara entendiendo que la conducta era permitida o que era socialmente aceptada, en virtud de que las circunstancias que rodearon la consumación del ilícito se desprende la marcada intención de ocultar la acción y sus consecuencias”. (p. 176-177)

Que pese a que ha quedado acreditado que las malas prácticas detectadas en BANINTER, eran de carácter sistémico y no propias de este banco, esto no constituye una causal de atenuación pues el hecho de que un grupo social infrinja la ley, no exime a ninguno de sus integrantes de su cumplimiento; una causal de atenuación como la invocada, para caracterizarse requiere una carga cultural que no permita al autor interiorizar o comprender la ilicitud de su actuación, lo que no ha ocurrido en este caso”. (p. 177).

El imputado Ramón Báez Figueroa, tuvo una participación principal, activa y efectiva en la materialización del ilícito cometido; principal por tratarse del Presidente del Banco Intercontinental; activa, en tanto las violaciones a la ut supra indicada ley constituían el quehacer cotidiano de la institución bancaria que presidía; y efectiva, en tanto logró los objetivos de obtención de recursos a través de sus actos ilícitos”. ( p. 177-178)

En la especie, hemos podido establecer la gravedad de este hecho, pues las consecuencias socioeconómicas derivadas de la afectación al bien jurídico protegido, en este caso el sistema monetario y financiero nacional, han alcanzado a todos los sectores de la sociedad” (p. 178)

Igualmente hemos considerado que pese a que el bien jurídico vulnerado en el presente proceso es de carácter monetario, la magnitud de las cantidades envueltas en el mismo, las que alcanzan valores astronómicos, inciden y aumentan el perjuicio social y particular derivado de la acción.”

Una vez analizado los aspectos antes indicados, y ante la gravedad del hecho cometido, materializado en su máxima expresión, este tribunal entiende como justa la pena que se dispondrá en la parte dispositiva de la presente decisión”. (p. 178)





  1. Condena a Luis Álvarez Renta como autor de lavado de activo.

  1. Se alega que se ha violado el derecho de defensa de Luis Álvarez Renta por haber sido condenado como autor de lavado a pesar de que la Cámara de Calificación lo envió como cómplice de dicho delito, y que por lo tanto no tuvo oportunidad de defenderse del tipo penal por el cual fue condenado. No ha habido tal violación pues los hechos que se retuvieron en la sentencia para condenarlo son los mismos hechos por los cuales fue enviado a juicio por la Cámara de Calificación y de los cuales el señor Álvarez Renta se defendió durante todo el juicio.

  2. La sentencia retiene como delito previo, indispensable para que haya lavado, el cometido por Ramón Báez y Marcos Báez de violación a la Ley Monetaria y Financiera, por ocultar información a las autoridades. El tribunal razona que ese delito previo fue el que permitió la obtención de los fondos sucios. En otras palabras, Ramón Báez y Marcos Báez son los autores del delito que generó el dinero sucio, y Luis Álvarez se encargó de blanquearlo convirtiéndolos a dólares y transfiriéndolos a los Estados Unidos a diversas cuentas a nombre de compañías bajo su control. Es claro y así lo retiene el tribunal, que todos los cheques certificados girados en marzo de 2003 contra la cuenta de Bankinvest fueron autorizados por Marcos Báez Cocco, quien era el oficial de la cuenta.

En el mes de marzo fueron cargados a la cuenta de Bankinvest en el Banco Intercontinental, diez cheques girados a favor de Quisqueyana Agente de Cambio y Banco Mercantil, a saber:

a)… por (RD$53,000,000.00);

b)… por (RD$13,250,000.00);

c)… (RD$51,000,000.00);

d)… (RD$49,600,000.00);

e)… (RD$24,800,000.00);

f)… (RD$24,800,000.00);

g)… (RD$24,800,000.00);

h)… (RD$24,400,000.00);

i)… (RD$61,500,000.00)”

(p. 185. Los puntos suspensivos son para omitir las cifras en letras).

La emisión y certificación de los cheques precedentemente enumerados fue realizada por las autoridades del Banco Intercontinental, específicamente por Marcos Báez Cocco, oficial de la cuenta, en virtud de que a la fecha de su emisión, comprendida entre los días 20, 21, 24 y 25 de marzo, aún no habían entrado al BANINTER ni los funcionarios del Banco del Progreso ni la Autoridad Monetaria y Financiera.” (p. 185-186).

  1. Luis Álvarez alegó que esos fondos fueron transferidos por él para pagar obligaciones de BANINTER con bancos extranjeros, lo que fue descartado por el tribunal, que concluyó que eran maniobras para ocultar el origen ilícito de los fondos.

“…en la página 6 del informe Robinson, realizado en ocasión de la demanda civil iniciada por BANINTER en contra de éste imputado ante la Corte Sur de La Florida, se consigna que una vez transferidos estos fondos a la cuenta de Wadeville en el Bank Atlantic, a petición de Luis Álvarez Renta estas transferencias fueron enviadas a cuentas en bancos extranjeros a nombre de LAR Holdings y GFR Domestic, específicamente en los Bancos Deutsch Bank y el USBA; lo que nos permite descartar la tesis de este imputado en cuanto al destino que otorgó a estos fondos” (p. 187)

  1. La condena por lavado contra Luis Álvarez deberá sostenerse en apelación, y además robustecerse con otro delito previo como el abuso de confianza, cuya materialización deberá ser confirmada en la Corte de Apelación.



  1. Adicionalmente, el mismo delito previo que el tribunal utilizó para condenar a Luis Álvarez Renta por lavado de activos, pudo haberlo utilizado para condenar a Ramón Báez y Marcos Báez por la misma infracción. Con posterioridad a la aprobación de la Ley de Lavado en junio de 2002, y de la Ley Monetaria y Financiera en diciembre de 2002, Ramón Báez y Marcos Báez incurrieron en numerosas actuaciones violatorias de la Ley Monetaria y Financiera, tal como la propia sentencia comprobó y por las cuales los condenó por violación a la misma. Esos meses hubo extracción de fondos de varias de las cuentas de vinculados que estaban sobregiradas, lo que se mantuvo oculto a las autoridades (delito precedente grave). Posteriormente, todas las cuentas de vinculados fueron puestas en cero para tratar de ocultar el origen ilícito de los fondos (segundo delito- lavado de activos- literal b de la Ley de Lavado, que sanciona como lavado la ocultación o el encubrimiento).

  1. Condena a Ramón Báez Figueroa a diez años por violación a la Ley Monetaria y Financiera. A Marcos Báez lo declara culpable y la pena le será impuesta en una audiencia posterior.

  1. Esta parte de la sentencia no merece mayores comentarios, pues los propios imputados habían aceptado su responsabilidad por estas violaciones, y aunque al final del proceso pretendieron señalar que sólo admitían violación a la antigua Ley General de Bancos (que tenía penas menos severas que la nueva Ley Monetaria y Financiera), lo cierto es que durante todo el juicio las menciones de sus propios abogados se referían siempre a la Ley Monetaria y Financiera.

  2. La sentencia impuso la pena máxima por este tipo de delito y justifica muy bien por qué razón no ha lugar a reducción de la pena.

  1. Se otorgó a los actores civiles una indemnización por la suma total de RD$64,262,082,450.00.

  1. Al Banco Central le correspondió la suma de RD$45,469,000,000.00, del dinero invertido en el rescate de BANINTER. Esta entidad suministró fondos por un poco más de RD$74 mil millones de pesos, pero redujo de su reclamación civil un poco más de RD$10,000 millones que se han recuperado de la liquidación en curso de BANINTER, y también los RD$18,743 millones que estaba reclamando el BANINTER directamente, para no duplicar el reclamo.

  2. Al Banco Intercontinental en liquidación se le concedió la suma de RD$18,743 millones, valores que fueron sustraídos por Ramón Báez Figueroa y sus empresas vinculadas, sobregirando sus cuentas o a través de cartas de crédito que otorgaba el Banco en garantía de operaciones financieras en dólares de las empresas vinculadas y que el BANINTER terminaba pagando.

  3. A la Superintendencia de Bancos se le otorgó una indemnización por RD$50,082,450.10 por las cuotas dejadas de pagar por el BANINTER debido a la ocultación de par te de su contabilidad.

  1. ASPECTOS NEGATIVOS:

  1. Establece que no existe abuso de confianza para Ramón Báez Figueroa y Marcos Báez Cocco.

  1. Los argumentos de la sentencia son que para que haya abuso de confianza debe existir entre víctima y victimario uno de los contratos establecidos en el art. 408 del Código Penal, entre los que está el contrato de mandato. Concluye que no existía el mandato entre los depositantes de BANINTER y los imputados y que lo que existía entre Ramón Báez y el Consejo de Administración del BANINTER era un contrato de sociedad, que no es uno de los contratos necesarios para tipificar abuso de confianza.

  2. En este razonamiento se ignora completamente la calidad de ejecutivos del BANINTER tanto de Ramón Báez, quien era presidente, como de Marcos Báez, quien era Vicepresidente Ejecutivo de Operaciones, a pesar de que tales calidades habían sido comprobadas y así consignadas en la página 140 de la sentencia.

  3. Es precisamente esa calidad de ejecutivo (alto empleado) de BANINTER la que permite establecer la existencia del mandato entre los imputados y el BANINTER. La Enciclopedia Jurídica Dalloz, Repertorio de Derecho Penal y de Procedimiento Penal, rúbrica de abuso de confianza, página 3, nos dice:

El mandato es un acto por el cual una persona da a otra el poder de hacer uno o más actos jurídicos por su cuenta y en su nombre. El mandato puede ser contractual, judicial o legal, gratuito o asalariado, expreso o tácito…….Cual que sea la fuente y la naturaleza del mandato, el mandatario que distrae las cosas que le son entregadas en razón de su calidad, comete abuso de confianza. Como mandatarios deben ser necesariamente incluidos:…. aquellos que, estatutariamente o no, sean encargados de administrar los negocios sociales y especialmente el presidente y los administradores de las sociedades anónimas…”

  1. La sentencia consigna claramente que el señor Báez Figueroa cometió el ilícito de ocultar información a las autoridades con el propósito de obtener recursos del BANINTER.

El imputado Ramón Báez Figueroa, tuvo una participación principal, activa y efectiva en la materialización del ilícito cometido; principal por tratarse del Presidente del Banco Intercontinental; activa, en tanto las violaciones a la ut supra indicada ley constituían el quehacer cotidiano de la institución bancaria que presidía; y efectiva, en tanto logró los objetivos de obtención de recursos a través de sus actos ilícitos”. ( p. 177-178)

  1. Como se aprecia en la cita anterior, en la propia sentencia, en un solo párrafo, se consignan los elementos para tipificar el abuso de confianza; la calidad de presidente del Banco, y la obtención de recursos del Banco de manera ilícita. Esos recursos distraídos debieron ser empleados para beneficio del BANINTER, es decir prestados a una tasa que permitiera pagar los intereses de los depositantes y obtener un beneficio social. En cambio, se tomaban a través de sobregiros, sin cumplir con ninguno de los requisitos de un préstamo, sin firmar ningún documento, sin fijar intereses y sin pagar nunca ni capital ni intereses.

  2. Del mismo texto antes citado se desprende que Ramón Báez Figueroa se apropió de fondos del BANINTER en su provecho personal, pero ese hecho no se sanciona, pues la única infracción que se le retiene es la de ocultar información a las autoridades. El abuso de confianza es precisamente el tipo penal que permite sancionar la apropiación de esos fondos de manera ilícita.

  1. Establece que no hay lavado de activos para Ramón Báez y Marcos Báez.

  1. El lavado de activo requiere de la existencia de dos hechos ilícitos distintos y sucesivos. Por el primero, violando la ley, se obtienen fondos ilícitos (sucios, de ahí el término lavado). Posteriormente, se realizan determinadas actuaciones para esconder el origen ilícito de los fondos, y estas actuaciones constituyen el lavado propiamente hablando. Por ejemplo, se vende droga (primer ilícito) y luego, con el producto de la venta, se compra un inmueble para cambiarle la naturaleza al producto del ilícito y tratar de esa manera de darle apariencia de legitimidad (segundo ilícito).

  2. La Ley dominicana de Lavado es muy amplia. El delito previo o precedente, puede ser cualquiera que se castigue con más de tres años de prisión. El abuso de confianza se castiga de 3 a 10 años, por lo que puede ser perfectamente el delito previo al lavado. Además, luego de obtenido el dinero ilícito, constituiría lavado cualquier acto de conversión, transferencia o transporte del dinero sucio, o la simple posesión, tenencia, uso o administración del dinero sucio, o el ocultamiento, encubrimiento del dinero sucio, tal como le dispone el artículo 3, literales a) y b) de la Ley No. 72-02 de Lavado de Activos.

  3. La sentencia establece que Ramón Báez y Marcos Báez no incurrieron en lavado de activos única y exclusivamente basado en que “no hemos podido establecer en cuanto a los imputados RAMÓN BÁEZ FIGUEROA y MARCOS BÁEZ COCCO, la existencia de una infracción grave previa” (p. 174).

  4. Resulta obvio que el delito de abuso de confianza fue descartado para poder entonces descartar el delito de lavado y alegar la ausencia de delito previo.

  5. Si se modifica la sentencia en apelación para retener abuso de confianza, como procede, automáticamente habría que aplicarles a Ramón Báez y Marcos Báez, en adición, el lavado de activos. Sus hechos fueron claros y están descritos como probados en la sentencia: distrajeron fondos del BANINTER en provecho personal en sus calidades de ejecutivos (mandatarios) del banco (abuso de confianza-delito previo que genera el dinero sucio), y luego transfirieron parte de ese dinero fuera del país y otra parte lo utilizaron para adquirir activos a nombre de distintas compañías que controlaban (segundo delito, el lavado). De hecho, poner en cero todas las cuentas sobregiradas en marzo de 2003 es una clara maniobra para ocultar el origen ilícito de los fondos (literal b del artículo 3 de la Ley, por el cual fue condenado Luis Álvarez Renta).

  1. El descargo de Vivian Lubrano de Castillo.

  1. El tribunal entendió que no se pudo probar ninguna infracción contra Vivian Lubrano, quien estaba acusada de violar la Ley Monetaria y Financiera y abuso de confianza.

  2. La sentencia señaló que la señora Lubrano “no tenía bajo su control ninguna operación contable, de auditoría, tesorería o relacionada con la elaboración de los estados financieros o de situación del Banco Intercontinental y por lo tanto no tenía porque conocer la situación financiera del BANINTER” (p. 199).

  3. De esta manera el tribunal obvió varias pruebas, una de las cuales fueron las declaraciones del testigo Freddy Pérez, Gerente General de PriceWaterHouseCooper, quien señaló que los estados financieros eran enviados a Marcos Báez y Vivian Lubrano.

  4. En adición, la sentencia recoge con lujo de detalles la operación APAP (p. 161-162), en la que la propia imputada declaró que participó obteniendo las consultas sobre su viabilidad, pero que además varios testigos declararon, confirmando las pruebas por escrito, que la señora Lubrano autorizaba el pago de los intereses de los depósitos que fueron abiertos a compañías controladas por directores de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos (Ricardo Pellerano, Miguel Pimentel Kareh). Todas estas operaciones fueron ocultadas a las autoridades, como lo dice la sentencia: “todas estas operaciones estaban dirigidas a ocultar de las autoridades aquellas transacciones realizadas inobservando las previsiones legales…” (p. 162-163).

  5. El abuso de confianza fue descartado porque el tribunal entendió que el sobregiro por 27 millones de pesos que la imputada generó en su cuenta corriente en el BANINTER, era el pago de bonificaciones, según declaraciones del propio Ramón Báez Figueroa.

Que la imputada ha manifestado que recibió estos valores como una compensación salarial por sus servicios en el Banco, afirmación que es corroborada por el imputado Ramón Báez Figueroa, quien en audiencia pública manifestó que él la autorizó a girar contra esa cuenta por este monto, por constituir una bonificación por los servicios que prestara en el Banco desde 1990” (p. 197).

  1. El tribunal señaló que la señora Lubrano “no hubiera podido autorizarse un sobregiro por este monto”, que “las instrucciones para acreditar este monto no provinieron de esta ciudadana sino del Vicepresidente de Operaciones”, que “los empleados en el BANINTER, cobraban sus sueldos girando contra sus cuentas corrientes” y que “constituye una práctica arraigada en la banca el pago de beneficios colaterales por concepto de comisiones”.

  2. Estos argumentos del tribunal desconocen que quien firmó los cheques para sobregirar la cuenta fue la propia imputada (nadie lo hizo por ella); que las bonificaciones sólo se otorgan cuando una empresa genera beneficios, que no era el caso de BANINTER; que la práctica de pagar a los empleados bancarios a través de sus cuentas corrientes no les autoriza a sobregirar las cuentas, pues deben esperar que los fondos le sean depositados para entonces disponer de ellos, y no como hizo la señora Lubrano, quien dispuso de unos fondos que nunca fueron depositados en su cuenta; que es completamente inusual acumular las bonificaciones durante un período de 17 años, para luego pagarlas todas juntas; que la puesta en cero de esta cuenta se hizo por instrucciones de Marcos Báez, a través de un memorándum confidencial, con el mismo patrón que se hizo para todas las cuentas de vinculados, pretendiendo ocultar el sobregiro; que ningún otro ejecutivo de BANINTER, incluyendo a Ramón Báez Figueroa y Marcos Báez Cocco, recibieron bonificaciones de este monto y pagadas de esa manera.

  3. Validar el pago de comisiones, bonificaciones o compensaciones a ejecutivos bancarios, permitiéndole sobregirar las cuentas, implica ocultar dicho pago a las autoridades (violación a la Ley Monetaria y Financiera), a los auditores externos (que no las pueden registrar como un gasto y cuando ven el sobregiro deben registrarlo como un activo del banco), a la Dirección General de Impuestos Internos (pues no se hacen las retenciones fiscales pertinentes). La validación de esta operación implica un pésimo ejemplo a todos los banqueros del país, quienes, a pesar de lo que dice la sentencia, deben abstenerse de incurrir en esta práctica por violar la Ley Monetaria y Financiera y constituir un abuso de confianza.

  1. El descargo de Jesús María Troncoso.

  1. El descargo se basó en un tecnicismo procesal.

  2. Todas las pruebas contra este imputado estaban en el expediente desde su primera fase en instrucción.

  3. El Juez de Instrucción de primer grado, Eduardo Sánchez Ortíz, dictó un no ha lugar que favoreció a Troncoso Ferrúa.

  4. La Cámara de Calificación consideró inadmisible el recurso del ministerio público contra la decisión que le favoreció.

  5. La Suprema Corte de Justicia revocó la decisión de la Cámara de Calificación y entendió que habían suficientes indicios para enviarlo a juicio de fondo, como lo hizo.

  6. El Tribunal en su sentencia consideró que el auto de envío de la Cámara Penal de la Suprema Corte de Justicia no mencionó ni identificó de manera expresa las pruebas contra Troncoso Ferrúa, lo que le impedía admitir en juicio de fondo las pruebas que reposaban en el expediente.

  7. De esta manera, ninguna de las pruebas que el Ministerio Público intentó acreditar fueron admitidas, por lo que el caso contra Troncoso Ferrúa no pudo ser probado dentro de las circunstancias explicadas.















APENDICE 2:

Santiago de los Caballeros,

09 de octubre de 2003

Doctor

Jesús Félix Jiménez

Director del Departamento de Prevención de la Corrupción (DEPRECO)

Santo Domingo, D. N.

Estimado Jesús:

De entrada quiero decirte que esta carta te la envío más por los vínculos de amistad que nos unen, que tú como miembro del Ministerio Público, y esto así, porque quiero sentirme que le estoy exponiendo a la persona con la cual compartí escenarios internacionales en los cuales se valoró, en su oportunidad, con gran sentido positivo lo que es la sensibilidad, la honradez, la justicia, el trabajo y el buen comportamiento del ser humano. Te pido que aprecies en su justo valor lo que paso a plantearte a continuación:

El periódico El Caribe, de fecha 10 del mes de abril del año en curso, 2003, trajo la información de que se estaba negociando la fusión de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos con el BANINTER. Posteriormente, en una reunión efectuada en fecha 13 de mayo del año 2003, llevada a cabo entre autoridades financieras, el Presidente de la República y directores de medios de comunicación, se dio a conocer una operación fraudulenta que se concretizó entre la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos y el BANINTER, la cual consistía en la fusión de dicha Asociación de Ahorros y Préstamos y el BANINTER por la cantidad de US$90 millones de dólares, suma que fue recibida por el presidente de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos, el señor Azor Hazoury.

El día miércoles 14 de mayo 2003, el periódico matutino Hoy, en su página No. 7 trajo la siguiente información:

Otra “irregularidad” atribuida en el informe se refiere a que en agosto de 2002, Ramón Báez Figueroa y Azor Hazoury acordaron fusionar en el futuro cercano a BANINTER y a la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos. Para ello introducirían modificaciones a la Ley Monetaria y Financiera que estaba en el Congreso. La modificación se logró, recuerda el informe. Se señala que Azor Hazoury podía lograr el acuerdo porque tenía el control mayoritario del Consejo Directivo de la Asociación. Luego, Hazoury – de acuerdo con el informe – procedió a vender a Báez Figueroa los derechos de fusión de la Asociación con BANINTER por un monto de US$90 millones de dólares que se pagarían US$55 millones por adelantado y el resto cuando se materialice la fusión. Para BANINTER, se agrega, esta fusión revestía crucial importancia, pues le permitiría atraerse más de RD$10,000 millones en depósitos de la asociación mutualista lo que “alimentaría la centrífuga que estaba operando en el banco paralelo”. A continuación se señala que Hazoury y sus allegados recibieron el pago de US$55 millones distribuidos en US$14 millones en efectivo y US$12.5 millones en certificados de depósitos de BANINTER & Trust, los “que nunca fueron asentados en los libros de BANINTER & Trust” y RD$503 millones en certificados financieros de BANINTER. El informe indica que “por instrucciones del Gobernador del Banco Central se invitó al señor Hazoury a pasar por el Banco Central y devolver los US$55 millones así como los intereses percibidos desde mediados de agosto del 2002 al final de marzo de 2003.” “A la fecha se ha recuperado lo siguiente: US$14.78 millones transferido a cuenta del BCRD (Banco Central) en Federal Reservas Bank of New York, cancelación de los certificados en BANINTER & Trust por US$12.5 millones de dólares, cancelación de RD$461.6 millones de pesos de certificados financieros de BANINTER y RD$42 millones entregados en efectivo (RD$10.2 millones y en cheques RD$31.8 millones de pesos) También se recibió cheque por US$500,684.93 correspondiente a intereses sobre certificados de depósitos de US$12.5 millones en BANINTER & Trust” (Ver documento anexo No. 1)

La revista Rumbo No. 485 de fecha 20 de mayo de 2003, traía en portada el título “El lodo de BANINTER salpica a la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos. En una operación clandestina el presidente ejecutivo de la entidad mutualista recibió U$55 millones como adelanto por la fusión”. En sus páginas interiores la revista desarrolla un trabajo con el título “La Venta de un Bien Ajeno”. La edición de esta revista Rumbo, fue retirada de circulación, el país no conoció su contenido. (Ver Documento anexo No. 2)

En fecha 05 de septiembre del año 2003, me dirigí al señor José Lois Malkún, en los siguientes términos:

Por diferentes documentos, y por publicaciones en los medios de comunicación, me he informado de una operación llevada a cabo entre los señores Azor Hazoury y Ramón Báez Figueroa, que envuelve la cantidad de US$90 millones de dólares. Esta suma forma parte del caso del BANINTER, el cual ha motivado que el pueblo dominicano, por órgano del Gobierno Central y/o el Banco Central, ha pagado miles de millones de pesos.”

Los datos de los cuales dispongo, hasta ahora, revelan que el señor Azor Hazoury, reembolsó al Banco Central, una parte del dinero recibido por él de manos del señor Ramón Báez Figueroa.”

Cortésmente solicito de usted me informe si ya el señor Azor Hazoury, reembolsó al Banco Central, en capital e intereses en pesos y en dólares, la totalidad del dinero recibido por él por órgano de señor Ramón Báez Figueroa. (Ver documento anexo No. 3)

En fecha 30 de septiembre del año 2003, le remití una comunicación al Vice gobernador del Banco Central, Dr. Félix Calvo, solicitándole:

Qué documento sirvió de base a la operación fraudulenta llevada a cabo por los señores Azor Hazoury y Ramón Báez Figueroa, que tenía por base la fusión de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos y el BANINTER, mediante la cual el presidente de la Asociación recibió la suma de US$90 millones de dólares; b) Qué monto tiene aún que entregar el señor Azor Hazoury, al Banco Central en capital e intereses; c) En caso de que el señor Azor Hazoury, no haya devuelto la totalidad de los US$90 millones de dólares, en capital e intereses, por qué no se ha accionado ante los tribunales contra dicho señor y, d) en todo caso, quiero saber si el asunto de la fusión se va a limitar a la recuperación del dinero o, asimismo, se percibe recuperar todo el dinero, lo que implica que la Superintendencia de Bancos, la Junta Monetaria y el Gobernador del Banco Central están en la obligación de poner en funcionamiento sus facultades legales para forzar que la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos sea manejada por un Consejo Directivo confiable, libre de toda sospecha. (Ver documento anexo No. 4)”

Posteriormente el Dr. Félix Calvo, mediante carta de fecha 02 de octubre de 2003, contestó mi misiva diciéndome entre otras cosas:

        1. ...la parte de los RD$80 millones de pesos y sus intereses todavía no ha sido devuelta, pero hay promesas de que se hará” (Ver documento anexo No. 5)

De la respuesta del Dr. Félix Calvo resulta que actualmente el señor Azor Hazoury, retiene de forma ilegal e ilegítima la suma de RD$80 millones de pesos, que son propiedad del pueblo dominicano.

Los informes de que dispongo son de que el presidente de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos, ha presionado a algunos bancos comerciales propietarios de medios de comunicación para que el caso del fraude de la fusión de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos y la no entrega del dinero faltante no sea planteado en los periódicos vinculados con las entidades bancarias en las cuales la Asociación tiene cuentas abiertas. Basta con decirte que conforme a los estados financieros recientes de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos, sus activos fijos actuales ascienden a RD13,608,318,258.00, su cartera de préstamos es de RD$9,268,741,680.00, sus inversiones en otras instituciones es de RD$2,032,201,283.0o, tiene fondos de obreros por RD2,876,850,304.00 y depósitos a plazo fijo ascendentes a RD$283,332,948.00 (Ver documento anexo No. 6)

Jesús, es bueno que observes que para no devolver el dinero fruto del fraude se han utilizado diversos métodos incluyendo privar a la opinión pública nacional de que haga efectivo el derecho a estar debidamente informada, como ocurrió con la retirada de circulación de la revista Rumbo. Pero además, periodistas como Fausto Rosario Adames y Ana Mitila Lora han sido cancelados y censurados en los diarios El Caribe y Listín Diario, respectivamente por, abordar el tema de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos y la no entrega de los RD$100 millones de pesos.

Parece ser que el pueblo dominicano no tiene dolientes. El dinero del pueblo está a disposición de todo aquel que quiera enriquecerse en forma ilegítima; aquí se puede sustraer fondos públicos y disfrutar de impunidad; en fin, parece ser que estamos viviendo en una sociedad dominada por el fenómeno de la corrupción en todas sus vertientes y que para disponer de los dineros del pueblo basta con tener una concepción delincuencial; depositar parte del dinero robado en bancos propietarios de medios de comunicación; boronear a dos o tres programeros y plumíferos y establecer alianza impúdica con un politiquero con posibilidad de ejercer influencia en el área penal del poder judicial.

Aspiro a que comprendas al momento de leer esta carta, que el pueblo dominicano está sufriendo una crisis económica profunda –con causas generadoras en el caso BANINTER - miles de hombres y mujeres del pueblo sin hogar por el movimiento telúrico del día 22 de septiembre del 2003, niños y niñas sin escuelas, recién comenzando el año escolar, en fin, en los últimos días han muerto en el país más de 55 personas por el dengue clásico y hemorrágico, con el agravante de que más de 3,568 casos se han comprobado en lo que va de año. Estos males sociales ocurren, precisamente, en un momento en que una persona retiene, en forma indebida, ilegal e ilegítima, más de RD$100 millones de pesos que muy bien pueden servir para hacer menos pesada la vida a los que aquí son los más.

Amigo Jesús , no quiero abundar más tratándote problemas sociales bien conocidos y sentidos por ti. Hasta aquí me he dirigido al amigo, pero ahora quiero tocar las fibras sensibles, la vocación democrática y llamar la atención del Ministerio Público, para que, en esta calidad, interponga sus buenos oficios a fin de recuperar de manos del señor Azor Hazoury, la suma de RD$100 millones de pesos, que forman parte de los US$90 millones de dólares que él recibió del BANINTER y que ahora son del Banco Central y por vía de consecuencia, del pueblo dominicano. No te estoy pidiendo investigación, sino recuperar, recobrar, rescatar lo que es del pueblo y está ilegalmente en manos ajenas.

Esta carta vale denuncia en los términos legales, petición formal, requerimiento ciudadano y solicitud con sentido cívico. Tú puedes hacer de esta comunicación el uso que consideres de lugar sin ninguna clase de reservas y estoy a tu disposición para colaborar en todo lo que sea necesario para vencer la impunidad y la burla a los dineros del pueblo dominicano.

Por último, te hago la observación de que no soy ahorrante ni depositante de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos ni conozco personalmente al señor Azor Hazoury. Esto te lo digo para que sepas que esta carta no está motivada por asuntos de interés personal ni prejuicios personales. Solamente estoy motorizado para que no siga imponiéndose la impunidad en la forma más descarada.

Sin otro particular.

Muy atentamente,

Dr. Ramón Antonio Veras





























APANDICE 3:

Banco Central de la República Dominicana

02080 29 de enero del 2004

Señor

Ramón Antonio Veras

16 de Agosto No. 100 (Altos)

Santiago, Rep. Dom.

Asunto: Información situación valores pendientes de restitución.

Estimado Doctor Veras:

Por medio de la presente tengo a bien dirigirme a usted, a fin de dar respuesta a la inquietud que como ejemplar ciudadano preocupado por cuestiones de orden social que afectan a su país, le invade.

En este sentido, me refiero al cuestionamiento que una vez me hiciera, respecto los valores pendientes de restitución por parte de los señores Ricardo Pellerano Paradas, Ángel Rondón Rijo, Miguel A. Pimentel Kareh y Azor Hazoury Tomes, al Banco Intercontinental, S. A. BANINTER

Al respecto tengo a bien hacer de su conocimiento, que en fecha 18 de diciembre de 2003, se suscribió entre el Banco Central de la República Dominicana, el Banco Intercontinental, S. A. BANINTER representado por su Comisión de Liquidación Administrativa y los señores Ricardo Pellerano Paradas, Ángel Rondón Rijo, Miguel A. Pimentel Kareh y Azor Hazoury Tomes, un Acuerdo Máster, mediante el cual éstos últimos, principales directivos de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos, transferían de manera definitiva e irrevocable todos los derechos que poseían empresas controladas por ellos sobre una serie de bienes inmuebles, a los fines de reembolsar aquellos valores pendientes de restitución arriba mencionados, valores que a su vez, mediante este mismo acuerdo, el Banco Intercontinental, S. A. BANINTER representado por su Comisión de Liquidación Administrativa, a este Banco Central de la República Dominicana, en cumplimiento con las acreencias privilegiadas que posee éste último frente al primero.

En este acuerdo Máster, el cual se encuentra anexo a la presente, se describe detalladamente cada uno de los inmuebles cedidos, así como el valor de cada uno de ellos, cuyo monto total se corresponde con los valores pendientes de restituir por las personas arriba mencionadas, comprobándose así, que las mismos no fueron eximidos de sus obligaciones y que esta Administración Monetaria y Financiera actúa bajo los lineamientos de justicia y transparencia.

Esperando haber satisfecho sus inquietudes al respecto y reiterando nuestra completa disposición de aclarar todas las dudas que puedan girar en torno a las operaciones que afectan al Sistema Monetario y Financiero de la Nación, se despide.

Muy atentamente,

Dr. Félix Calvo

Vicegobernador en Funciones de Gobernador.

Anexo venía una fotocopia firmada y notariada del Acuerdo Máster.


APENDICE 4

Santiago de los Caballeros,

03 de febrero de 2004.

Doctor

Félix Calvo

Vicegobernador del Banco Central

Estimado Félix:

En fecha 29 del mes de enero del año 2004, recibí copia de un Acuerdo Máster que me enviaste, firmado el día 18 de diciembre del 2003, de una parte, entre el Banco Central, el Banco Intercontinental, S. A. BANINTER representado por la Comisión de Liquidación Administrativa; de una segunda parte por los señores Ricardo Pellerano Paradas, Ángel Rondón Rijo y Miguel A. Pimentel Kareh y como tercera parte al señor Azor Hazoury. Del Contenido del documento se puede intuir que el mismo constituye un acuerdo mediante el cual el Banco Central, da provisionalmente por restituidos los más de RD$100 millones de pesos de los cuales se apoderó ilegalmente el señor Azor Hazoury.

El aludido Acuerdo Máster no refleja la claridad que se supone debe reunir una operación en la cual interviene un organismo que, como el Banco Central, se debe manejar con la mayor limpieza y transparencia. Veamos.

En el Acuerdo Máster, en la página No. 2, en los tres primeros “Por Cuanto”, se precisa lo siguiente:

POR CUANTO: en los libros contables del BANINTER se encuentran registrados valores pendientes de devolución por parte de las empresas LANCASTER INTERNATIONAL, BAYSIDE CAPITAL HOLDING, S.A., VENMORELY INVESTMENTS, BAYSIDE MARKETING INC., ILBREC INVESTMENT CORP., FARDEN BUSINESS CORP., GALANO MEDIA INTERNATIONAL, ASTRION PROPERTY GROUP, SEANDEL FINANCIAL LTD., TREK GLOBAL INVESTMENTS, LTD., Y OAKVILE PORTAFOLLO por un monto de RD$75,414, 686.95 y US$213,684.41”

POR CUANTO: Con la finalidad de reembolsar los valores mencionados, los señores RICARDO PELLERANO, MIGUEL PIMENTEL KAREH y ANGEL RONDON RIJO, ofrecen entregar el HOSTAL DE LORA y LA ESTACION DE AUTOBUSES, localizados ambos en Sosúa, Puerto Plata y un apartamento en la Torre No. 1 del Malecón Center en Santo Domingo.”

POR CUANTO: La Segunda Parte asume el compromiso de que las empresas CONSORCIO MARFIL, S.A. y INEXA MANAGEMENT Y K. S. INVESTMENTS aporten los inmuebles que se detallan más abajo y declaran que han aprobado la entrega de las propiedades inmobiliarias mencionadas mediante las Actas de Consejo de Administración de fechas 10 de diciembre de 2003, 15 de diciembre de 2003, y 17 de diciembre de 2003, respectivamente.”

En razón de que el Banco Central, ha manejado en forma secreta los nombres de los deudores del BANINTER, resulta muy difícil saber por qué concepto figuran en sus libros como deudores las compañías indicadas en el primer “POR CUANTO” y bajo qué condiciones ellas recibieron RD$75,414,686.95 y US$213,684.41

A lo mejor el Banco Central hubiera procedido con sinceridad y claridad si en el documento se hace constar que las compañías que se indican en el primer “POR CUANTO” fueron las mismas a nombre de las cuales se emitieron los cheques por US$55 millones de dólares, distribuidos de la siguiente manera: US$14.78 millones en efectivo, US$12.5 millones en certificados de depósitos de BANINTER & Trust y RD$503.6 millones de pesos en certificados financieros de BANINTER, por concepto de la fusión fraudulenta de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos con el BANINTER.

En el mismo primer “POR CUANTO”, aparecen dos (2) cantidades: a) RD$75,414,686.95 y b) US$213,684.41. Aparentemente estas dos sumas figuran en los libros contables de BANINTER como valores pendientes de devolución por parte de las compañías ya señaladas.

El Banco Central hubiera actuado con sinceridad y pureza, si hace que en el documento se indique que las dos cantidades señaladas en pesos y dólares representan, en conjunto, los valores que el Gobernador del Banco Central, le dijo, en su carta de fecha 14 de mayo de 2003, al Doctor Héctor Mateo, refiriéndose a la cantidad que todavía el señor Azor Hazoury, no le había devuelto al Banco Central:

Quedan pendientes de pago RD$82,602,686.00 correspondientes a intereses percibidos entre agosto del 2002 y marzo de 2003, sobre los certificados financieros por RD$503,635,666.00 y US$592,008.46, correspondientes a intereses percibidos entre agosto del 2002 y marzo del 2003, sobre los US$14.78 millones de dólares que estaban depositados en el exterior.”

Félix, si las dos cantidades a las cuales se hace mención en el Acuerdo Máster es la misma a la cual hizo alusión en su carta el Gobernador del Banco Central, resulta que evidentemente el Banco Central ha resultado lesionado porque la suma de RD$82,602,686.00 del 14 de mayo de 2003, no puede ser la misma del 18 de diciembre del 2003. Hasta ahora, el señor Azor Hazoury, retiene, en capital e intereses, RD$113,900,000.00.

En el segundo “POR CUANTO” del documento se indica que los señores RICARDO PELLERANO PARADAS, ANGEL RONDON RIJO Y MIGUEL PIMENTEL KAREH, ofrecen entregar, como parte del pago de su deuda, el Hostal de Lara y la Estación de Autobuses, localizados en Sosúa, Puerto Plata, y un apartamento en la Torre I del Malecón Center, en Santo Domingo. El tercer “POR CUANTO” dice que los señores RICARDO PELLERANO PARADAS, ANGEL RONDON RIJO Y MIGUEL PIMENTEL KAREH se comprometen a que las empresas CONSORCIO MARFIL, S.A. INEXA MAANGEMENT Y K.S. INVESTMENTS, aporten distintos inmuebles los cuales se detallan en el Artículo Segundo del Contrato. Estos inmuebles son:

(Cita los inmuebles)

Los inmuebles ante indicados tienen los precios en los cuales fueron estimados no sé si por sus dueños, por el Banco Central o por un equipo de tasadores. Lo que sí es evidente es que el monto total de las tres propiedades ofrecidas como pago asciende a la misma suma que, al decir del Gobernador del Banco Central, debía restituir el señor Azor Hazoury, al día 14 de mayo de 2003. Parece ser que los números fueron acomodados conforme las circunstancias ya que, por coincidencia, concuerda el valor asignado a las propiedades con el monto indebidamente retenido al día 14 de mayo del 2003, por el señor Azor Hazoury.

Félix, el documento que tú me enviaste no es un contrato de venta, no entraña dación en pago ni es una cesión de derechos; en sí, el Banco Central no ha recibido nada. Basta con leer en el Acuerdo Máster, términos tales como: “se compromete a entregar”; “...a ser entregados y cedidos”; “... se compromete a suscribir”; que no existe ninguna circunstancia de hecho o de derecho que impida u obstaculice la transferencia con excepción de los procesos de certificado de títulos y pérdida de certificado de título concerniente a las sociedades INEXA MANAGEMENT y K.S. INVESTMENTS.”

De la lectura de los conceptos anteriores resulta que lo que se ha convenido entre el Banco Central, el BANINTER y los señores RICARDO PELLERANO PARADAS, ANGEL RONDON RIJO Y MIGUEL A. PIMENTEL KAREH, está para ejecutarse en el futuro y que el Banco Central nada ha recibido al momento de firmar el Acuerdo Máster.

Mi amigo Félix, resulta tan oscuro el documento que comentamos, que en el artículo tercero, en su párrafo II, se lee lo siguiente:

PARRAFO II: La Segunda Parte declara que está en proceso de investigación de la situación de los apartamentos Nos. 32, 103, 104, 301 y 302 del Condominio Hostal de Lora, a los fines de aclarar y/o regularizar la situación de los mismos.”

Lo que quiere decir el aludido párrafo es que, pura y simplemente, con relación a esos apartamentos no todo está claro y que, por tanto, algo hay que investigar para aclarar o regularizar. Pero además, una prueba de que todo está pendiente de condición es que en el artículo quinto se precisa:

ARTICULO QUINTO: DESCARGO.- La Primera Parte reconoce que no posee derecho alguno, acción y que no tiene ningún interés que reclamar en contra de la Segunda Parte, por lo que le otorga el más amplio recibo formal de descargo, ene le entendido que el descargo y quita otorgado queda suspendido hasta que se cumplan con las siguientes condiciones:...”

Félix. Es bueno destacar que resulta penoso y chocante que el Banco Central, estando negociando con personas que han retenido recursos económicos en forma indebida, ilegal e ilegítima, acuerde con ellas una promesa de venta y un contrato de alquiler como se hace constar en el párrafo III del artículo segundo, el cual dice así:

PARRAFO III: C) Que las partes suscribirán un contrato de arrendamiento con la opción a compra mediante la cual LA PRIMERA PARTE entregará a título de arrendamiento con opción a compra a LA SEGUNDA PARTE por un término de dos (2) años, quien acepta bajo obligación de cuidar como un “Bonus Pater Famill” o “Buen Padre de Famlia” los inmuebles.”

Llama a hilaridad el hecho de que el Banco Central pueda creer que puede comportarse como “buen padre de familia” aquel que fue capaz de vender, en forma fraudulenta, una cosa ajena, una asociación mutualista, la ASOCIACION POPULAR DE AHORROS Y PRÉSTAMOS.

Félix, quiero precisarte que tengo el convencimiento de que esa cosa que ha sido definida como “ACUERDO MASTER”, se ha querido encubrir hasta lo más profundo toda la podredumbre que encierra la operación dolorosa mediante la cual el señor AZOR HAZOURY, y sus cómplices, vendieron en US$90 MILLONES DE DÓLARES la fusión de la ASOCIACIÓN DE AHORROS Y PRÉSTAMOS al BANINTER, y esto te lo digo por lo que te explico más adelante.

El Gobernador del Banco Central, en forma detallada le explicó al DOCTOR HÉCTOR MATEO, el fraude llevado a cabo por el señor AZOR HAZOURY, en alianza con otros directivos de la AASOCIACIÓN POPULAR DE AHORROS Y PRESTAMOS, el hecho de la devolución del dinero fruto del fraude y la parte que faltaba por entregar por parte del señor AZOR HAZOURY.

Félix, aunque el Gobernador del Banco Central, explicó todo muy bien en su carta de fecha 14 de mayo de 2003, en el “ACUERDO MASTER” que tú me enviaste y que fue firmado el día 18 de diciembre del 2003, en el artículo cuarto se lee lo siguiente:

“ARTICULO CUARTO: La intervención en el presente contrato del señor AZOR HAZOURY TOMES, es pura y simplemente con el objetivo de que LA PRIMEA PARTE otorgue descargo y finiquito legal más amplio posible, como al efecto se hace, en lo que respecta a la operación referida en el presente contrato. Asimismo el señor AZOR HAZOURY TOMES, otorga descargo y finiquito legal a LA PRIMERA PARTE y a la Administración Monetaria y Financiera, como al efecto se hace.”

Cualquier dominicano o dominicana con sano juicio se puede hacer la pregunta: ¿de qué va a descargar el Banco Central al señor AZOR HAZOURY?; ¿a qué operación referida se hace mención?; ¿de qué descarga el señor AZOR HAZOURY, Al BANCO CENTRAL y a la Administración Monetaria y Financiera?

En ese artículo cuarto se cubre con el manto de la corrupción la impunidad de que ha disfrutado el señor AZOR HAZOURY y que ahora, con el “ACUERDO MASTER” del 18 de diciembre del 2003, se ha santificado. Lo que debe llenar de indignación a lo mejor del pueblo dominicano es que desde el Banco Central se ha querido burlarlo haciéndole creer que los más de 100 MILLONES DE PESOS que retiene el señor AZOR HAZOURY, ya fueron pagados y que, por tanto, no hay nada por hacer.

FELIX, para que comprendas que el “ACUERDO MASTER” es un símbolo de encubrimiento a la corrupción, te hago la observación de que en el mismo figura el señor ANGEL RONDON RIJO. Tú dices, en la carta anexa al “ACUERDO MASTER” , que ese señor, ANGEL RONDON RIJO, al igual que RICARDO PELLERANO PARADAS, MIGUEL PIMENTEL KAREH Y AZOR HAZOURY son principales directivos de la ASOCIACIÓN POPULAR DE AHORROS Y PRÉSTAMOS.

FELIX, no es verdad que el señor ANGEL RONDON RIJO, sea o haya sido directivo de la ASOCIACIÓN POPULAR DE AHORROS Y PRESTAMOS. El BANCO CENTRAL le hubiera hecho un gran servicio al país, si explica la razón por la cual figura el señor ANGEL RONDÓN RIJO, en el “ACUERDO MASTER”. Los dominicanos y dominicanas tienen legítimo derecho de saber las maniobras que se hicieron en el Senado y la Cámara de Diputados, para modificar el Código Monetario y Financiero, y así poder hacerse la fusión fraudulenta de la ASOCIACIÓN POPULAR DE AHORROS Y PRESTAMOS y el BANINTER.

Mi amigo Félix, no quiero terminar esta misiva sin antes hacerte las siguientes precisiones:

              1. Con el “ACUERDO MASTER” el BANCO CENTRAL no ha recibido nada.

              2. El señor AZOR HAZOURY, recibió de manos de BAEZ FIGUEROA, dólares en efectivo, propiedad del BANCO CENTRAL y por tanto dólares o su equivalentes en pesos a la tasa actual está obligado a restituirle al BANCO CENTRAL.

              3. El BANCO CENTRAL tiene toda la fuerza legal para obligar al señor AZOR HAZOURY, a restituir la totalidad de los dineros por él retenidos, y no aceptar supuestas transferencias inmobiliarias.

              4. Aceptar que el señor AZOR HAZOURY, se libere devolviendo supuestos derechos inmobiliarios a cambio de los dólares en efectivo por él recibidos constituye una ofensa al patrimonio público.

              5. Con el “ACUERDO MASTER” se busca que el BANCO CENTRAL no accione contra el señor AZOR HAZOURY.

              6. El señor AZOR HAZOURY ha quedado, frente al BANCO CENTRAL, aparentemente liberado.

              7. En el hipotético caso de que los inmuebles prometidos pasen a ser propiedad del BANCO CENTRAL, éste se obliga en un futuro, por la cláusula de opción de compra, a venderlos a los mismos dueños y también conceder un alquiler.

              8. El BANCO CENTRAL, con el “ACUERDO MASTER” ha resultado lesionado económicamente porque se le pretende pagar la misma cantidad de pesos y sin intereses, con unos pesos hoy a 55 por 1 con respecto al dólar, mientras que cuando AZOR HAZOURY los recibió estaba el dólar al 16.70

              9. Al BANCO CENTRAL conforme el “ACUERDO MASTER” ofrecen pagarle con una parte de su propio dinero. AZOR HAZOURY recibió pesos a 16.80 por dólar y ahora intenta devolverlos sin intereses y al 55 por 1.

              10. De la lectura del “ACUERDO MASTER” se evidencia que el señor AZOR HAZOURY, no devuelve ni un centavo AL BANCO CENTRAL, lo que se comprueba porque de los inmuebles que se indica serán transferidos en un futuro al BANCO CENTRAL, ninguno es de su propiedad o de una compañía suya o por él controlada.

              11. En el “ACUERDO MASTER” se engaña al país porque se le quiere hacer creer que los señores RICARDO PELLERANO PARADAS, ANGEL RONDON RIJOS, MIGUEL A. PIMENTEL KAREH Y AZOR HAZOURY, tienen una deuda pura y simple, cuando en verdad están negociando un cuerpo del delito propiedad del pueblo dominicano que son más de 100 MILLONES DE PESOS.

              12. Las compañías que supuestamente son deudoras de BANINTER, hicieron en su oportunidad el papel de instrumentos de fachada para encubrir operaciones que lesionaron al BANCO CENTRAL.

              13. El señor AZOR HAZOURY figura en el “ACUERDO MASTER” como tercera parte, como si nada tuviera que ver, siendo el actor principal dela causa generadora del fraude.

              14. Lo que se ha hecho con la redacción del “ACUERDO MASTER”, es encubrir una acción fraudulenta; liberar por ahora al señor AZOR HAZOURY, de responder del dinero que retiene del pueblo dominicano ascendente a más de 100 MILLONES DE PESOS y confundir a la opinión pública nacional haciéndole creer que ya todo está resuelto y que el señor AZOR HAZOURY, cumplió con la entrega de los más de 100 MILLONES DE PESOS.

              15. Cada escuela de derecho del país debe solicitar al BANCO CENTRAL una copia íntegra del “ACUERDO MASTER” firmado en fecha 18 de diciembre del 2003, entre el BANCO CENTRAL, EL BANINTER Y LOS SEÑORES RICARDO PELLERANO PARADAS, ANGEL RONDON RIJOS Y MIGUEL PIMENTEL KAREH Y AZOR HAZOURY, para que se pueda comprobar la forma en que nuestro país se encubre la corrupción desde las más altas instancias de los organismos del Estado.

Finalmente FELIX, quiero decirte que el caso del fraude BAEZ FIGUEROA, AZOR HAZOURY Y COMPARTES, no va a prescribir en mi conciencia ni en la del pueblo dominicano y que el asunto quedará abierto sin importar los conciliábulos que se hagan.

FELIX, luego de hechas las observaciones al “ACUERDO MASTER”, creo que tú debes reflexionar un poco y comprender que, contrario a lo que tú crees, la actual Administración Monetaria y Financiera no está, como tú dices, actuando bajo los lineamientos de justicia y transparencia.

Sin más nada.

Muy atentamente,

Dr. Ramón Antonio Veras












INDICE:

  1. EL COMIENZO DEL FIN 5

  2. QUÉ SOLEDAD TAN SOLA TE INUNDABA...” 29

  3. PEPE CARD: LA TARJETA DE CRÉDITO DEL PRESIDENTE 41

  4. COMIENZA EL USO Y EL ABUSO 48

  5. ALGO HUELE MAL Y NO ES EN DINAMARCA 115

  6. TRAS LOS PASOS DEL ABUSO 131

  7. YO TE TRANCO Y TE CIERRO EL BANCO...” “Y YO TE TUMBO...” 171

  8. ¡QUÉ DERROCHE DE AMOR, CUÁNTA LOCURA...!” 180

  9. COMIENZA LA CONSPIRACIÓN 197

  10. EL ZAR DE LAS FINANZAS 213

  11. CONTUBERNIO, TRATATIVAS, CONCILIÁBULOS 239

  12. VENDIENDO ALGO QUE NO ES SUYO 249

  13. LOS DEMONIOS DEL AVERNO 262

  14. JUGANDO CON LAS CARTAS MARCADAS 277

  15. CHOCANDO DE FRENTE CON LA REALIDAD 308

  16. UNA CORAZA DE IMPUNIDAD 316

  17. RADIO BEMBA EN ACCIÓN 354



  1. A VECES YO ME PREGUNTO ¿QUIÉN ES MÁS LADRÓN

MI HERMANO, SI LOS QUE ROBAN UN BANCO O AQUÉLLOS QUE

LO FUNDARON?...” 373

  1. UNA SOCIEDAD SECUESTRADA 399

  2. LA VERSATILIDAD DE ANDY DAUHAJRE 413

  3. A LO QUE NADA NOS CUESTA... HAGÁMOSLE FIESTA 435

  4. SCOTIABANK: UNA VENTA MAL INFORMADA 454

  5. DELTA COMERCIAL: LA NEBULOSA DE DOS NEGOCIACIONES 463

  6. TODOS, COMO COBARDES CÓMPLICES DE UN CRIMEN,

PREFIEREN EX PROFESO SILENCIARLO...” 470

  1. DE HIPÓCRATES A HIPÓCRITAS... 505

  2. EL JUEZ DE LA INSTRUCCIÓN: CON DIOS Y CON EL DIABLO 516

  3. NEGRO VERAS: MÁS CIUDADANÍA Y MÁS DIGNIDAD 531

  4. EL “GUACHIMÁN” DURMIENDO EL SUEÑO ETERNO 581

  5. EL PRIMER GOLPE 615

  6. ENCUENTRO CON EL ZAR 635

  7. DAVID CONTRA GOLIAT 654

  8. EL EMPORIO DE JULITO HAZIM 702

  9. EN LAS ENTRAÑAS DEL MONSTRUO BANCARIO 726

  10. EL SEGUNDO GOLPE: LA CORTE DE APELACIÓN 747

  11. PARA ROMPER CON LA RUTINA 754

  12. EL PRINCIPE CAÍDO 760

  13. EL ÚLTIMO GOLPE: LA CASACIÓN 785

  14. EL OCASO DE UNA ESTRELLA FUGAZ 791

































APENDICE 5:

PODER

El suscrito, RAMÓN BUENAVENTURA BÁEZ FIGUEROA, dominicano, provisto de la cédula de identidad y electoral No. 001-0171879-9, de este domicilio y residencia, otorga Poder a JULIO CURY Y JOSÉ GUERRERO, dominicanos, portadores de las respectivas cédulas de identidad y electoral No. 001-0061872-7 y 001-0034427-4, quienes aceptan, a fin de que en su nombre, y con el propósito de discutir la posibilidad de arribar a un acuerdo parcial según lo establecido en los artículos 366 y 367 del Código Procesal Penal, sostengan conversaciones con las autoridades del Ministerio Público, los representantes del Poder Judicial y la Parte Civil constituida en el expediente No. 346-2004, en el que figura el Poderdante como imputado en su condición de ex presidente y principal accionista del Banco Intercontinental, S. A., hoy en proceso de liquidación.

El presente documento, que bajo ninguna circunstancia podrá ser utilizado como medio de prueba en la jurisdicción de juicio por el Ministerio Público ni por el Actor Civil, reconoce la calidad y autoridad de los apoderados, de manera que puedan gestionar válidamente en representación del suscrito, la viabilidad del procedimiento legal instituido por los textos señalados, el cual, de ser posible, deberá ser firmado por el Poderdante.

La autorización a que se contrae este acto, que no supone la admisión de los hechos que el Ministerio Público y el Actor Civil le imputan al suscrito, ni que podrá ser considerada como reconocimiento de culpabilidad en el proceso de referencia, es ofrecida libre y voluntariamente en la presencia de RAMÓN HERNÁNDEZ y MILVIO COISCOU, dominicanos, portadores de las cédulas de identidad y electoral No. 001-0074237-8 y No. 001-0527305-6, quienes suscriben el presente documento en calidad de testigos.

Dado en Santo Domingo, Distrito Nacional, a los diecisiete (17) días del mes de marzo del año dos mil seis (2006).

RAMON BUENAVENTURA BÁEZ FIGUEROA

Poderdante

JULIO CURY JOSE GUERRERO

RAMON HERNÁNDEZ MILVIO COICOU

Yo, doctor ALEJANDRO DEBES YAMIN, Abogado Notario Público de los del Número del Distrito Nacional, CERTIFICO: que las firmas que anteceden fueron colocadas en mi presencia, libre y voluntariamente, por RAMON BUENAVENTURA BÁEZ FIGUEROA, JULIO CURY, JOSÉ GUERRERO, RAMÓN HERNÁNDEZ Y MILVIO COICOU, de generales que constan, quienes me han declarado bajo la fe del juramento que es la que acostumbran a usar en todos sus actos públicos o privados. En la ciudad de Santo Domingo, Distrito Nacional, República Dominicana, a los diecisiete (17) días del mes de marzo del año dos mil seis (2006).

ALEJANDRO DEBES YAMIN

Abogado Notario.



1 Ñoña: dominicanismo utilizado para referirse a la banda presidencial que se coloca, con los colores de la bandera y el escudo, en el pecho del Presidente de la República al momento de su juramentación.

2 Terminología utilizada por los dominicanos para referirse a la capacidad de rumores y chismes que se ponen a circular.

3 Dominicanismo utilizado para nombrar a una araña ponzoñosa.

4 Ver documentos completos en apéndice 5.

5 Ver carta completa del doctor Negro Veras a Jesús Féliz en apéndice 2.

6 Ver carta completa del doctor Félix Calvo al doctor Negro Veras en el apéndice 3.

7 Ver carta completa de respuesta del doctor Veras a Félix Calvo, en apéndice 4.

8 Dominicanismo para referirse a los guardianes, vigilantes. Viene del inglés Watchman.

9 Se refiere a un adjetivo inventado a partir de la amplia intervención del obispo Agripino Núñez Collado en como mediador en todos los conflictos sociales y a quien se le atribuye alguna incidencia en la justicia.

10 Regionalismo muy utilizado como sinónimo de incomodarse, molestarse, enfadarse, irritarse.

11 Ver análisis completo de la sentencia en el Apéndice 1, al final del libro.




1   ...   14   15   16   17   18   19   20   21   22

Similar:

Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconMapa del pensamiento contemporáneo
El libro de Freddy Quezada, El Pensamiento Contemporáneo, es un singular esfuerzo de presentación, y yo diría de ordenamiento, aunque...
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconInforme sobre las posibilidades de trabajar en el extranjero
Países con el paro más bajo en Europa y el mundo y las necesidades de sus mercados laborales
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconProgama de las naciones unidas para el desarrollo
Instrucciones: Por favor, conteste a todas las preguntas de forma clara y completa. Escriba a máquina o a mano en letra de imprenta...
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas icon1-resumen catálogo de cuentas
El departamento de Contabilidad es el sitio donde se concentran todas las operaciones realizadas en los distintos departamentos de...
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconTutela judicial efectiva: derecho a un proceso con todas
Este texto fue entregado a principios de diciembre de 2008 por lo que todas las referencias normativas
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconEscuela técnica superior de ingeniería de telecomunicación universidad politécnica de cartagena
El proyecto consiste en realizar un estudio de las posibilidades que ofrece la
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconUniversidad del azuay
El presente documento intenta ser una guía de aprendizaje eficiente, sencilla y práctica, apegada a las posibilidades del lenguaje...
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconDispositivos
Conocer las posibilidades que nos ofrecen la tecnología actual de síntesis de voz y cómo se pueden utilizar en el diseño de un sistema...
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconDepartamento de Operaciones Bomberiles. Área de Proyectos. Fondos para Financiamiento
El objetivo del presente documento es entregar información asociado a las posibilidades de
Todas las Posibilidades Freddy Aguasvivas iconClustering de Alta Disponibilidad bajo gnu/Linux
Este trabajo explora las distintas posibilidades que nos ofrece hoy en día el mundo del


Descargar 2.15 Mb.